La receta de macarrones con chorizo que te convertirá en la mejor madre del mundo

La receta de macarrones con chorizo que te convertirá en la mejor madre del mundo

La receta de macarrones con chorizo que te convertirá en la mejor madre del mundo

Los macarrones con chorizo son el mejor plato de la historia. Punto. Es una verdad universal. Y si quieres que tus hijos te miren como si fueras el Genio de Aladdin, tienes que hacer esta receta.

Los macarrones con chorizo son el plato favorito de cualquier niño español. En mi casa cada vez que lo hago… ¡Se vuelven locos!

Antes de que nacieran mis hijos no sabía cocinar más que un huevo frito. Así que me propuse aprender a hacerles unos macarrones memorables. De los que recordasen cuando fuesen mayores. Y no creáis que es fácil, porque los muy capullos aman la comida del comedor del colegio…

…No, yo tampoco tengo palabras…

Quizá te parece que no tiene mucha complicación. Pero en los detalles se marca la diferencia, y, aunque esté mal que yo lo diga, mis macarrones con chorizo no tienen comparación.

 

Detalles de unos buenos macarrones con chorizo

  • El chorizo tiene que ser del rico… Puedes usar chistorra, chorizo dulce, picante…
  • Se puede hacer con cualquier pasta, pero mi favorita son los macarrones rallados, porque en el interior y los recovecos se queda un montón de salsa…
  • El quid de la cuestión. Lo que va a darles el toque definitivo, es no cocerlos en agua, sino en un montón de salsa de tomate y chorizo, para que cada bocado tenga muchísimo sabor.

 

Mi receta de macarrones con chorizo

INGREDIENTES:

  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 300 gr de chorizo fresco
  • 500 gr de macarrones
  • 1 cucharada de orégano
  • 1 cucharada de albahaca
  • 1600 gr de tomate triturado
  • Agua
  • Azúcar
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Mantequilla
  • Queso rallado

 

 

ELABORACIÓN:

  1. Hacer un sofrito con aceite de oliva, ajo y cebolla. Después, añadir 2 latas (1,6 kg) de tomate triturado, un poco de orégano, albahaca, 1 cucharada de azúcar y otra de sal. Dejar cocer durante 15 minutos a fuego medio.
  2. Echar el chorizo pelado y picado en una sartén y darle unas vueltecitas, para que vaya soltando el juguito. Añadirlo a la cazuela y cocer durante otros 15 minutos a fuego medio. Esto va a hacer que el tomate coja toda la grasaza y el sabor de chorizo… MMMMMM….
  3. Añadir 1 vaso de agua y cuando empiece a hervir, añadir la pasta, que tiene que quedar bien cubierta por la salsa. Si se quedan demasiado secos durante la cocción, añade más.
  4. Cocer a fuego medio durante unos 15 minutos con la tapa puesta. La salsa es muy espesa, así que remueve a menudo para que no se peguen.
  5. Poner un poco de aceite en la fuente de horno. Echar los macarrones con bien de queso rallado por encima y unos trocitos de mantequilla.
  6. Meter en el horno precalentado en grill a 250º y gratinar durante 10 minutos.
  7. ¡¡¡¡A zampar!!!!

 

 

Si después de estos macarrones tus hijos no te dicen sin parar que eres la mejor madre del mundo no se merecen que te tragues ningún cumpleaños infantil más.

Los macarrones con chorizo son para disfrutar. Para comerse un plato enorme y echarse una siesta en el sofá con la mantita.

Suelo tomar pasta konjac porque no engorda. Pero cuando se trata de estos macarrones, ¡me como un platazo sin ningún remordimiento! ¡Para algo me cuido el resto del tiempo!

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE

La pasta que no engorda, ¿utopía o realidad? Pasta Konjac

La pasta que no engorda, ¿utopía o realidad? Pasta Konjac

La pasta que no engorda, ¿utopía o realidad? Pasta Konjac

La pasta engorda. Y el arroz, también. Puedes engañarte a tí misma pensando que es una inofensiva ensalada, que la boloñesa es casera o que sólo es un cacito de arroz con las albóndigas. Yo lo hice durante un tiempo. Pero la realidad es que si estás intentando bajar de peso y no puedes… quizá deberías plantearte probar la pasta konjac. Porque aunque parezca una utopía, la pasta que no engorda existe…

Si te pregunto por tu comida favorita, casi con total seguridad será un plato lleno de hidratos. Paella, lasaña, arroz con calamares en su tinta, marmitako… ¡Basta ya! Para ser una chica que siempre había comido lo que me apetecía manteniéndome en una horquilla de peso, fue duro darme de bruces con mi primer embarazo. De pronto, si quería verme bien, ya no podía permitirme esas licencias.

Siempre he tenido buen apetito. Después de criarme en el norte, acostumbrada a platos inmensos y deliciosos, para mí siempre ha sido inimaginable hacer una dieta en la que pase hambre. Así que mi máxima es reemplazar todo aquello que no puedo comer, por una alternativa natural y saludable.

Llevo años comiendo pasta o arroz un día a la semana, y nunca por la noche (porque ya no te mueves mucho, y eso va a ir directo al michelín). Esto ha marcado una diferencia enorme en mí, así que lo tengo asumido con resignación. Verme bien en el espejo me hace más feliz que los 15 minutos de placer en la boca. Al fin y al cabo, hay muchísimos platos deliciosos que engordan la mitad.

Pero claro…

¿¿¿Alguien puede creer que esto es fácil???

Así que cuando una amiga me recomendó una pasta que no engorda, no lo dudé ni un momento.

La pasta konjac es un sustituto de la pasta que no engorda. Hecha con fibra, aporta poquísimas calorias por ración. Recetas de pasta konjac.

 

¿Qué es la pasta Konjac?

La pasta Konjac o pasta Shirataki se elabora a partir de la raíz de un tubérculo llamado Amorphophallus Konjac. ¡Tela el nombrecito! Pero si su único componente es 100% vegetal, empezamos bien, ¿no? La particularidad de esta es que está compuesta por Glucomanano, es decir, FIBRA. ¡Y ya sabéis lo maravillosa que es la fibra para el cuerpo! El Glucomanano (presente en los sobres con inulina que tomo cuando estoy fuera de casa) es soluble, absorbe muchísimo agua y sacia el estómago.

El resultado es un plato de pasta con un 3% de fibra y un 97% de agua con el cual: no digieres carbohidratos, no tiene azúcar ni grasa, y sólo aporta 6 Kcal por ración. Sí, has leído bien. Parece demasiado bonito para ser verdad pero… ¡así es!

Ahora bien, todo eso significa que no es un alimento que se pueda comer solo, porque es como si te bebieses un litro de agua. Igual tienes la tripa llena, pero no te has alimentado. La pasta Konjac no aporta nada nutricionalmente. NADA.

Por tanto, lo interesante es hacer un acompañamiento súper nutritivo con proteínas y vegetales. De esta manera, puedes comer un delicioso plato de tagliatelle sin remordimientos.

¿Es exactamente igual que la pasta tradicional? No. Su textura es gelatinosa y viene en un líquido con olor raruno. Si hay alguien que lo come solo, ¡le admiro!

 

¿Cómo cocinar la pasta konjac?

Para mí, lo importante para hacerla y que quede rica es hacer un acompañamiento sabroso y cocinarlo con él. Siempre le pongo verduras, y a menudo carne y pescado, para formar un plato único nutritivo.

 

La forma de cocinarlo es la siguiente:

  1. Quitar el líquido y escurrir durante 2-3 minutos bajo el grifo, moviéndolo bien para que este se vaya totalmente.
  2. Aunque pone que se puede calentar solo, como ya he dicho para que quede rico hay que cocinarlo con lo que vayas a acompañarlo, y que coja su sabor.

También hay formatos en seco, pero requieren más tiempo de elaboración.

 

 

Mis recetas de pasta konjac favoritas:

La he introducido en muchísimos de mis platos y ¡quedan deliciosos! ¿Saben igual que con la pasta y arroz tradicional? No. Sobre todo por la textura. Pero si el acompañamiento está sabroso, están buenísimos. Para mí se ha convertido en una opción de cena ligera perfecta.

 

– Pasta konjac con salsa boloñesa:

Esta salsa puede ser súper light si se hace el tomate con poquito aceite. Yo sofrío cebolla y zanahoria picadita hasta que están tiernos. Rehogo la carne picada y añado el tomate frito. Cuezo lentamente y cuando ya está lista, añado la pasta Konjac bien escurrida y la caliento un par de minutos. Es fundamental servirse bien de salsa, es decir, el alimento. También hay lasaña konjac, súper buena opción para el fin de semana.

 

– Spaguetti konjac con gulas y gambas.

Mi favorita y RAPIDÍSIMA. Sofreír varias cabezas de ajo peladas y unas cayenas. A fuego fuerte echar las gulas y las gambas. Seguidamente los espaguetis bien escurridos y cocinar todo durante 2 minutos.

 

– Tagliatelle con salmón y verduras:

Sofreír cebolla cortada en juliana, y cuando esté blandita añadir pimientos, champiñones, …la verdura que quieras. Añadir el salmón en taquitos a fuego fuerte y cocinar un par de minutos. Bajar a temperatura media y añadir los tagliatelle. Dos minutos y ya está.

 

– Wok de noodles konjac con salsa teriyaki:

Me encanta comer woks. Es súper apañado y quedan buenísimos. El fuego tiene que estar muy fuerte y le pongo la tapa al wok. Primero empezar con la cebolla e ir añadiendo la verdura hasta que se vaya reblandeciendo. Luego poner ternera, pollo, langostinos… (la proteína que tengas) y añadir los noodles y la salsa que más te guste: teriyaki, soja, agridulce… Remover un par de minutos. ¡Ñam!

 

– Paella de marisco:

Espero que ningún valenciano se ofenda, en mi casa lo llamo así 😉

Sofreir pimiento y un par de dientes de ajo. Añadir calamares, mejillones… Añadir el caldo de marisco y el azafrán machacado y cocer. Añadir los gambones al final y a continuación el arroz konjac durante 2 minutos.

 

– Paella de pollo:

Primero dorar el pollo en taquitos. Reservar. Sofreir ajo, pimiento y las verduras que te apetezcan (guisantes, judías…) hasta que estén blanditas. Añadir el pollo, azafrán machacado y un poco de caldo de pollo. Cocer 2 minutos y ¡lista!

 

¿Dónde comprar pasta Konjac?

No todo podría ser positivo… Es mucho más cara que la pasta tradicional. Mientras que puedes comprar espaguetis integrales para toda la familia por menos de 1€, las raciones individuales de pasta konjac rondan los 2-3€.

Tienes que buscar la palabra konjac en alguna parte del paquete ya que hay algunos Shirataki que no lo son (pueden ser fideos ramen, o de soja o arroz). Si sigues dudando, fíjate en la tabla nutricional. Si en la pasta la cantidad de hidratos por 100gr es superior a 10, no lo son.

 

Pasta Konjac en Amazon

Yo siempre hago el pedido en Amazon. Ofrecen varios paquetes, incluso packs de distintos tipos de pasta, para ir variando de recetas.

Mis hijos la comen perfectamente, aunque suelo hacerles la misma comida pero con pasta de toda la vida. De todas maneras, hay una receta en la que no me he atrevido a sustituirla. Es la mega olla de macarrones con chorizo que hago cuando nos apetece un buen homenaje y que, por qué no decirlo, me quedan que te mueres. ¡Muy mala madre sería si privase a mis hijos de uno de los mejores recuerdos de la infancia!

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE

Inulina: 21 días tomando el famoso Inulin Coffee

Inulina: 21 días tomando el famoso Inulin Coffee

Inulina: 21 días tomando el famoso Inulin Coffee

El Inulin Coffee es la última moda en Instagram. Los distribuidores tienen lista de espera para este producto del cual yo nunca había oído hablar previamente. Pero, ¿qué es? ¿Cómo se hace el Café con inulina? Lo he probado, y te lo cuento…

Desde hace un tiempo, varias cuentas de Instagram que sigo no paran de hablar de Ingrid de la Mare Kenny, y su conocido Inulin Coffee. Obviamente, como adicta al café mañanero y la vida sana, yo tenía que saber qué era eso.

Desde que entré en su cuenta, me hice fan inmediatamente: una entrenadora de pilates que ha desarrollado su propio método (The Method), amante de la comida saludable, que trabaja y disfruta de la vida en Mónaco tomando el sol… FOLLOW!

Especialmente me gusta de ella que es una persona formada, que habla con conocimiento, y que no es la típica «chica anuncio», todo el día promocionando artículos de lo más variopintos. ¡Es algo que no soporto! Ingrid de la Mare distribuye algún producto más con su propia marca, The Method. Tiene varios hijos adolescentes y un tipazo que quita el hipo.

 

Si este mujerón se toma diariamente un Inulin Coffee, habrá que darle una oportunidad, ¿no?

Pero, antes de nada:

¿QUÉ ES LA INULINA?

Pues nada más y nada menos que un carbohidrato complejo. Que no te asuste la palabra, yo soy la primera que tengo mucho cuidado con el tipo de carbohidratos que consumo (refinados: MAL!). Pero este producto es una fibra alimentaria presente en las plantas (más concretamente en las raíces, tubérculos y tallos de algunas), de donde se extrae. Cuando está dentro de nuestro estómago, se hincha, evitando que tengas hambre durante horas. Fabuloso, ¿no?

Además, no se digiere por el estómago y actúa como prebiótico. Esto quiere decir que llega intacto hasta el intestino grueso, donde sirve de alimento para nuestra flora intestinal (los probióticos).

Sin embargo algo que me ha pasado siempre con este tipo de suplementos y es que no sé muy bien cómo introducirlos en mi dieta. Las pastillas se me quedan medio atascadas en la garganta, y los polvos… puaj!!! Hace poco tiré un paquete lleno de espirulina que sólo al abrirlo me recordaba a la comida de mis peces de pequeña.

En cambio, la inulina es un polvo blanco que no tiene sabor. A nada. Y sin embargo, es un poco dulce (no en vano, son glúcidos compuestos de cadenas moleculares de fructosa). E Ingrid de la Mare Kenny ha aprovechado estas características para introducirla en su café diario y llenarlo de beneficios.

 

EMPEZANDO LOS 21 DÍAS DE CAFÉ CON INULINA

Compré la Inulina en Myprotein, en el pedido que solemos hacer en casa. Soy muy fan de esta marca por la variedad tan grande de productos que tiene, son de calidad, envían rápido y siempre tienen promos muy interesantes. Un 10.

Recomiendan empezar con una dosis muy pequeña, no más de 1/2 cucharadita diaria. Y menos mal que hice caso porque los primeros días me notaba la tripa un poco hinchada (como si me hubiese comido una fabada, para que me entendáis). ¡Pues vaya con la inulina!

Sin embargo, a los 10 días, cuando estaba a punto de ponerlo en el mismo sitio que la espirulina, la hinchazón cesó. A pesar de que todavía no notaba ningún beneficio, para entonces empezaba a disfrutar de ese café con leche. Dado que la inulina es dulce, conseguí lo imposible: dejar de echarme azúcar al café. Y además, aprovechando que tenía que disolver la inulina en él, también comencé a añadir canela o cacao puro… ¡Y está de muerte!

Así que como estaba tan bueno y mi cuerpo ya se había acostumbrado, probé a poner una cucharadita también en el café de después de comer. Y ahí si que noté algo muy bueno: sensación de saciedad durante horas. Pasé de tener ganas de picotear a todas horas, a no apetecerme nada. La ansiedad por comer de pronto se había esfumado.

 

FAN DEL INULIN COFFEE

Para cuando terminaron los 21 días, yo ya me había convertido en una incondicional. ¡Café con inulina por la mañana, y otro después de comer!

¿Noto el estómago más plano? Sinceramente no. Pero es que nunca he tenido barriga (quitando el postparto). Me encanta comer verduras y frutas, así que no puedo decir algo que no me ha pasado. Sin embargo, es verdad que la mayoría de chicas que veo están encantadas con los resultados en ese sentido. También ayuda a regular el tránsito intestinal, lo cual es obvio porque es fibra.

 

¿PARA QUÉ SIRVE LA INULINA?

Sin duda, tiene muchos beneficios: salud y regularidad intestinal ante todo. Además, sensación de saciedad y, por tanto, menos ansiedad por la comida. A nivel estético, tripa más plana y menos hinchada. Por último, reducir el consumo de azúcar. ¿Qué más se puede pedir?

 

¿PODRÍA CONSIDERARSE UN SUPLEMENTO PARA ADELGAZAR? ¿ES APTA PARA EL AYUNO?

Desde luego. Como te sacia el estómago es fantástica para controlar los atracones. Además, se puede tomar con las bebidas si haces ayuno intermitente, ya que como he explicado antes, no es una sustancia que se digiera. De hecho, al saciarte te va a ayudar a completar tus horas sin comer.

Nunca he probado el ayuno, pero dicen que tiene tantos beneficios que me estoy animando. Lo único que me echa para atrás es no poder tomarme un buen desayuno, sano y delicioso de los que me gustan...

 

¿LA INULINA ES SUSTITUTIVO DE ALGÚN ALIMENTO?

Nunca tomaría nada en lugar de un alimento, para empezar. Pero es verdad que en nuestro día a día muchas veces no podemos seguir exactamente la dieta que nos gustaría, especialmente los que comen fuera por trabajo. Es misión imposible encontrar un sitio dónde cocinen con los productos que usamos en casa ( un buen aceite de oliva, por ejemplo). Así que me parece un complemento natural perfecto.

 

 

¿LO PUEDEN TOMAR LOS NIÑOS?

Bueno, en mi opinión no es necesario, ya que en teoría ellos tienen que comer fruta y verdura todos los días. Además, no me atrevería a darles un suplemento sin autorización del pediatra. Pero si hago brioche o cookies con inulina claro que les doy, porque es natural y muy sano.

 

¿DÓNDE COMPRAR LA INULINA?

Es muy fácil de encontrar. Pero hay que ser cuidadoso y no comprar ninguna que sea producida fuera de Europa, para asegurarse de que ha cumplido todos los requisitos de Salud Pública. Como todo aquello que ingerimos, es muy importante revisar la composición y ver que no tiene sustancias sintéticas: sólo inulina natural de calidad.

La inulina de Ingrid de la Mare se vende a través de su página web, The Method, y se llama Simply Inulin.

 

CÓMO HACER EL INULIN COFFEE O CAFÉ CON INULINA

Facilísimo. Al ser soluble en líquido, se pone un poco de café o leche caliente para que disuelva bien. Aquí puedes añadir el cacao, canela… Después remueves un poquito hasta que no haya grumos, y terminas de añadir el café restante.

Si lo quieres frío, le pones un par de hielos. ¡Y a disfrutar!

 

Total, que es un producto súper recomendable: ha hecho que abandone la cucharadita de azúcar moreno del café, me hace no tener hambre en horas, regula el tránsito intestinal y está buenísimo. I LOVE IT!

 

 

Más material para ponerse buenorra

Los suplementos de belleza que tomo diariamente.

El formato perfecto de inulina para viajar

La dieta de las modelos de Victoria’s Secret

Botox: mi opinión y experiencia

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE