El tocador de maquillaje de tus sueños en un click

El tocador de maquillaje de tus sueños en un click

El tocador de maquillaje de tus sueños en un click

 

¡Todas nos merecemos un tocador! Yo llevaba tanto tiempo queriendo uno, que ahora que lo tengo pienso que he sido tonta. ¡La de horas de pie que me hubiese ahorrado! Por no hablar de lo que es maquillarse torciendo el cuello por las luces que ponen los arquitectos en los baños. ¡A modernizarse, por favor!

Hacer un tocador de maquillaje con luces es facilísimo. Están a un golpe de click y adaptados a todos los presupuestos.

Desde adolescente he deseado un tocador de maquillaje con todas mis ganas. Era un rollo estar de pie alisándome el pelo con esas planchas metálicas que había antes… Doy gracias a que ya existen las GHD. Y también las tiendas online. ¡Ahora es muy fácil hacer un tocador de maquillaje con luces en un momento!

Por una cosa o por otra, nunca tenía espacio en mi casa para un tocador. Sin embargo, sí lo había para las estanterías llenas de libros, las herramientas y los jueguetes de los niños…

Hace poco fui a casa de una amiga. Cuando entré a su vestidor, me dieron igual los armarios llenos de ropa. ¡Sólo veía su maravilloso tocador!

Así que me planté. ¡Ya era hora de pensar en mí! Reubiqué un zapatero por aquí, unos abrigos por allá, y al final lo hice tan bien que me ha cabido un tocador bien grande.

 

 

Hay algo especial en tener todo tu maquillaje y herramientas de belleza súper ordenados. También en poder peinarte y maquillarte sin estar a pie firme, que ya tenemos suficiente a lo largo del día. Pero lo mejor es, por fín, tener una luz estupenda para hacerlo. Porque no hay un baño que esté bien iluminado. ¡Que no es tan dificil!

Los hay que vienen con todo incluido, o puedes ir cogiendo los elementos a tu gusto, para que sea más personal. Son fáciles de montar y se ajustan a todos los presupuestos, así que ya te lo mereces.

Todas las opciones que propongo están muy bien valoradas por un montón de usuarias. ¡Es lo primero en lo que me fijo antes de comprar nada!

 

Tocador con luces completo

Hay muchas opciones de pack completo (aunque la mayoría son estilo rústico-romántico). Incluyen espejo, luces y taburete.

 

  • Tocador estilo romántico: Este completísimo tocador viene con taburete, luces y muchos cajones con división en su interior. Es pequeño, así que cabe en cualquier esquina.

Tocador completo, aquí

 

  • Tocador estilo Hollywood: Este me ha encantado. De madera maciza, tiene unos cajones amplios, taburete acolchado, tamaño compacto y viene completo, luces incluidas.

Tocador estilo Hollywood, aquí

 

 

Cómo hacer un tocador de maquillaje con luces

Si te pasa como a mí, que no te va el estilo romántico y prefieres hacerlo a tu aire, tienes un montón de opciones.

Necesitas:

 

1. TOCADOR

Te recomiendo que los cajones no se abran hacia arriba, sino hacia delante, para no tener que mover lo que tengas encima. Tampoco el espejo.

 

  • Tocador tipo escandinavo. Monísimo con un taburete de terciopelo.

Tocador tipo escandinavo, aquí

 

 

  • Tocador de madera oscura: Para las que pasan de los muebles modernos. Este tocador tiene cajones, un gran espejo y taburete acolchado a juego. Sólo le faltarían las luces, pero después te hablo de unas.

Cómo hacer un tocador de maquillaje con luces fácil. Tocador, espejo, luces LED, taburete y organizador de maquillaje.

Tocador de madera, aquí

Taburete a juego acolchado, aquí

 

 

  • Tocador de espejo: Con un gran cajón y patas negras, es elegantísimo.

Tocador de espejo, aquí

 

 

  • Tocador grande y muy sencillo. Con un cajón.

Tocador grande con cajón, aquí

 

 

 

2. UN ESPEJO CON LUCES

Puedes ponerlo sobre la mesa o fijado a la pared. En mi caso, tenemos pensado hacer reforma en casa, así que he preferido ponerlo sobre la mesa para poder moverlo.

 

  • Espejo horizontal con luces: Este es el mío. Lo elegí porque es grande, tiene buenas opiniones, la luz es regulable en intensidad y se puede poner en pared o en la mesa. Lo hay en negro, oro rosa y plateado. ¡Estoy encantada!

Espejo con luces, aquí

 

 

  • Espejo más pequeñito, para espacios reducidos. Se apoya sobre la mesa.

Espejo con luces pequeño, aquí

 

  • Enorme espejo tipo tríptico. Queda espectacular en un tocador grande.

Espejo tríptico, aquí

 

 

3. SILLA O TABURETE

  • Silla blandita de ante.

Silla de ante, aquí

 

 

  • Taburete cuadrado con almacenamiento. De terciopelo gris y patas en oro rosa. ¡Idealerrimo!

Taburete cuadrado con almacenamiento, aquí

 

 

  • Silla tipo Eames: quedan bien con todo, y tu tocador no iba a ser menos.

Silla inspiración Eames, aquí

 

 

  • Taburete con almacenaje de terciopelo rosa.

Taburete con almacenaje, aquí

 

 

Accesorios para el tocador de maquillaje

 

  • Kit de 10 luces LED: Si ya tienes espejo, sólo necesitas un pack de luces como estas. De intensidad regulable, se pegan con cinta de doble cara y se adaptan al espejo que tengas. ¡Más fácil imposible!

Kit de luces LED adhesivas, aquí

 

 

  • Organizador de maquillaje para el cajón del tocador. Para tener las brochas, Beauty Blender y demás herramientas de belleza organizadas.

Organizador de maquillaje, aquí

 

 

  • Organizador de maquillaje de cajones:

¡Esta cajonera acrílica es la pera! Hace años se las ví a las Kardashians (obviamente ellas tienen varias porque tienen kilos de maquillaje). Me volví loca buscándola, y como no las encontraba, compré unas baratillas que acabaron en la basura. Los cajones se atascaban, eran pequeños y no cabía nada.

Por fin encontré una estupenda, hecha de acrílico, con cajones amplios y separadores, para tener todo el maquillaje ordenadísimo. El primer cajón tiene una tapa abatible, por tanto puedes poner encima lo que quieras. El último, es más alto.

Llevo usándola a diario desde hace años y está como nueva. ¡Es increíble! Os la recomiendo totalmente.

Cajonera de maquillaje acrílica, aquí

 

 

  • Y para la princesita de la casa: ¡Por favor! Este va a ir directo al cumpleaños de mi chiquitina. Se pasa horas en el mío con su maquillaje de Frozen, ¡así que se va a desmayar!

Tocador para niñas, aquí

 

 

Chicas, animaros, es un gran auto-regalo. (Aunque si alguien se ofrece a montarlo, ¡pues mejor que mejor!).

¿Te gusta mi blog? Pues suscríbete aquí abajo 💋💋💋💋

 

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE
Productos ecológicos para casa fáciles de usar

Productos ecológicos para casa fáciles de usar

Productos ecológicos para casa fáciles de usar

OK. Hay que cuidar el planeta en el que vivimos. Pero tampoco vamos a renunciar a las comodidades de la vida moderna, ¿no?

Esta moda de no usar aviones e ir a la compra cargada con los envases de casa para meter las lentejas… ¡Conmigo que no cuenten!

Sin embargo, sí intento que mi casa sea más sostenible. Con estos productos ecológicos, no me supone ninguna molestia.

No sé cuál es el balance perfecto entre progreso y cuidado del planeta. No voy a dejar de leer Vogue porque venga envuelta en plástico. Pero en mi casa, sí puedo compensarlo reduciendo el uso de objetos desechables en favor de productos ecológicos que permiten usos ilimitados.

Eso sí, sin reducir nuestra comodidad. Porque lo que nos faltaba es volver al estilo de vida de nuestras abuelas…

Las mujeres modernas pretendemos ser artistas del Renacimiento: queremos cocinar, tener un puesto de responsabilidad en una multinacional, organizar la intendencia de la casa y seguir estando buenorras. ¿Y encima tengo que ir cargando con envases para no coger las bandejas de fruta plastificadas que (tan amablemente) nos prepara Mercadona? ¡No fastidies!

Hay pequeños cambios en una casa que no suponen ninguna molestia y ayudan a reducir los desperdicios que producimos. Sobre todo si tienes niños: el papel albal del bocadillo, las bolsas con galletitas, las botellitas de agua…

 

Productos ecológicos para la casa

  • Bolsas de mano

Ya nos hemos acostumbrado a las bolsas de supermercado reutilizables, pero… Son tan feas que no sirven para llevar nada más. Antes usábamos las de las tiendas de ropa para llevar cualquier cosa. Aunque siendo asidua a la compra online, yo me quedo sin opciones. Estas bolsas reutilizables tan ideales sirven para un viaje, un cumpleaños y el súper también.

Estas bolsas tan monas, aquí

 

  • Dispensador de jabón

Intento no usar botes desechables, pero me fastidia porque hay pocas marcas buenas que vendan el jabón de manos en bolsas de recarga. Además, mucho más mono el baño con tus propios botes. Y con la crema de manos, lo mismo.

Dispensador de jabón, aquí

 

  • Jabón refill

Acabo de decir que cuesta encontrar un jabón en bolsa que deje las manos suaves y huela bien, ¿verdad? L’Occitane es de los pocos que me gustan que trae un envase medio grande. ¿De qué sirve no comprar el dispensador de plástico si la bolsa lleva la misma dosis? ¡Bolsas de litro ya! (Rituals, va por ti)

Jabón Recarga de L’Occitane, aquí

 

  • Pajitas de silicona

Estas pajitas son ideales. Traen una funda para llevar, y aunque se lavan en lavavajillas, vienen unos cepillitos para que no se quede ningún resto. (Los batidos de proteínas con frutas del bosque son muy rebeldes…)

Pajitas de silicona, aquí

 

 

  • Envoltorios de cera de abeja

Se acabó usar tanto papel film y albal. Reutilizables un montón de veces si se tratan con cuidado y muy prácticos: tanto para tapar y meter a la nevera como para llevar un sándwich al jardín. Al envolver, presionas suavemente y con el calor de las manos coge la forma.

Lo único, es muy importante lavarlos con agua fría y suavemente. Dejar secar al aire.

Envoltorios de cera de abeja, aquí

 

  • Tapas de silicona

Estas tapas redondas sellan perfectamente platos, fuentes, cazos… En el kit vienen varios tamaños para que te sirvan para todo, porque además son elásticas. Aguantan tanto calor como frío y son reutilizables hasta el infinito si se usan con cuidado.

Tapas de silicona. Cómpralas aquí

 

  • Termo o vaso súper mono

Para el café o el agua en la ofi. De plástico de buenísima calidad, sin tóxicos, aguanta temperaturas altas y frías. Este vaso tiene tapa que cierra herméticamente, y también pajitas de acero inoxidable. Si podemos usar unas botellas de plástico menos, ¿por qué no hacerlo?

Hazte con él aquí

 

  • Bolsas de Silicona con Zip

Son geniales para la merienda en el cole, los frutos secos para el gimnasio,… La mayoría de las que se venden traen el cierre aparte.. Y ya te digo yo dónde acaban los cierres… Pero estas son con zip. Como las de congelar pero de silicona resistente. Comodísimas. Vienen en 2 tamaños.

Compra las bolsas de silicona aquí

**********

Cosas para bebé para casa (que te hacen feliz a ti)

Photoshop en un tubo: Erborian CC Cream

Mi rutina facial de noche

Cómo maquillar una cara cansada

Tantour de Huda Beauty: maquillaje con contour sin parecer un payaso

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE
8 reglas para pasar de un piso chic a una casa con niños, sin perder tu estilo

8 reglas para pasar de un piso chic a una casa con niños, sin perder tu estilo

8 reglas para pasar de un piso chic a una casa con niños, sin perder tu estilo

¿Es posible tener un salón de diseño con niños? ¿O tienes que resignarte a que parezca una feria? Sin aspirar a que parezca una portada de Architectural Digest, sí se puede tener una casa con niños bonita, ordenada y que los únicos colores que tenga son los que has decidido tú.

Cuando una pareja se muda a una casa, hace de ella su santuario: busca sentirse a gusto, feliz y que transmita su propia personalidad. Por supuesto, cuando digo pareja, también quiero decir que a uno de ellos le importe un pito la decoración y delegue en el otro. Yo no tengo esa suerte, a mi marido le encanta el diseño y hasta los manteles tienen que estar consensuados. (Amor, quiero un mantel con flores… solo uno).

Cuidadosamente, va mezclando los muebles que ya tenía, con otros low cost, alguna inversión más alta, y piezas de arte que les representan y les hacen felices.

Por eso, en el momento en el que llega tu primer hijo, te aferras con uñas y dientes a tu preciosa decoración. Compras para la habitación del bebé muebles de madera discretos, cortinas en tonos pastel y tiradores de ositos. Y para terminar, la ropita en los armarios y demás canastilla en rosas o azules, según lo que venga. En España somos muy cuquis, las cosas de niños nos suelen gustar clásicas.

 

 

Los primeros juguetes que nosotros compramos para Nicolás eran preciosos. De maderita estilo nórdico: un móvil para la cuna, sonajeros, peluchitos… Eran tan monos que seguro que no nos iba a importar verlos tirados por el salón.

Pues bien:

¿Le gustaron esos juguetes a mi hijo?… NO.

¿Cuáles son los únicos que usaba? LOS HORTERAS. Los juguetes de feria, llenos de luces y musiquitas infernales.

¿Le gustaban si apagaba la música y la luz? OBVIAMENTE NO. Eso es así. A asumirlo…

 

Así que un año más tarde, la casa de la pareja ya no es lo que era. Tu precioso salón tiene tantos colores que temes que en cualquier momento te dé un ataque epiléptico.

Igual tienes mucha suerte y puedes destinar un cuarto de juegos independiente para tus hijos. Pero si vives en España, es más complicado. ¿No alucinas cuando ves los programas de Divinity de reformas de casas en EEUU? Lo que allí es un tamaño pequeño, en Europa es una buena casa. Y en Madrid ya ni te cuento.

Incluso si puedes tener los juguetes en otra habitación, mientras tus hijos son pequeños van a jugar donde tú estés, lógicamente. Así que tendrás que ir aprendiendo a ver el suelo lleno de cosas sin que te vuelvas loca.

¿Cómo conseguir camuflar tanta horterada en un salón, y que puedas descansar tranquila después de acostarles? ¿Es posible organizar una casa de diseño con niños? Creo que sí. Aquí van las recomendaciones que he podido recopilar en estos 6 años de madre:

 

1. RETIRA LOS OBJETOS DELICADOS

Antes de nada. Y no hablo sólo del jarrón precioso que te regalaron en tu boda: esas pequeñas manitas van a llegar mucho más allá de lo que crees. Van a tirar tus libros al suelo. Todo el tiempo. Van a jugar con la caja de llaves y pilas que tienes al fondo del mueble. Y cuando te des la vuelta, van a volver a coger el marco de fotos. Así que, en una casa con niños, en lugar de estar lamentándose, es mejor dejar a mano sólo todo aquello que no te importe. No digas que no te lo avisé.

 

2. DEDICA TIEMPO A HACER DEL SALÓN UN SITIO SEGURO

Todo lo que sea peligroso hay que quitarlo o cambiarlo. Obviamente, lo primero los enchufes, aunque las casas nuevas suelen instalarlos de seguridad. También cuidado con las esquinas muy afiladas (yo puse este protector en su mueble de juguetes) y los materiales delicados. Todavía tengo una mesa de centro de cristal en el trastero, esperando a que pase el tiempo para poder volver a usarse.

 

3. NO INVIERTAS EN UN GRAN SOFÁ

No es el momento. Si ya lo has hecho, yo encargaría unas fundas lavables en lavadora. No tiene por qué notarse que no son del propio sofá. Hay tiendas especializadas en ello. Y la verdad es que merece la pena. Desde hace 6 años lavo las fundas cada 1-2 meses, y ya he comprado un par nuevo. Aunque no coman, sólo las manitas, alguna pintura, babas… o algo peor. Yo tengo unos sofás de Ikea y para mí ha sido un acierto. Es preferible estar tranquila con mis hijos en el salón. También hay telas anti-manchas, algunas marcas de muebles las tienen muy bonitas.

Por supuesto, esto se extrapola también a los cojines. Hay que fijarse bien, porque muchos se lavan en el tinte. Y mejor si tienen textura o un bonito estampado para disimular las manchas.

Y el producto estrella que nunca falta en mi casa: el spray de tapicerías de Mercadona de color rosa, para mi gusto el mejor.

 

4. DELIMITA UNA ZONA DE JUEGOS EN EL SALÓN

Desde luego que ellos van a estar por toda la habitación, pero las cosas se concentrarán en esa zona. Lo ideal es que sea una esquina, ya que si es el centro de la habitación, cada vez que tengas que pasar de un lado al otro vas a tener que sortear pelotitas, coches y cuentos. Y te aseguro que cruzar el salón a saltos es algo que estresa a cualquiera. Una vez designada la zona, limita a ese espacio el almacenaje de juguetes.

Por otra parte, si aún son pequeñitos y necesitas un parque, hay modelos muy monos y discretos como este de madera. Yo no tenía mucho espacio en mi salón y compré este modelo en blanco porque iba bien con los muebles. Los años que lo tuve salió bastante bueno.

 

5. ADECÚA SU ESPACIO

Es buena idea delimitar su espacio con una alfombra discreta que se pueda lavar fácilmente. Al igual que los cojines, mejor si son de un tejido en el cual no se vean las manchas. En la habitación de mis hijos tengo una de Lorena Canals, que tiene un montón de diseños ideales y se lavan en la lavadora. Eso sí, en momentos como cuando les quitas el pañal, yo soy radical. Directamente fuera alfombras hasta que el tema esté más o menos controlado.

 

 

En esa zona, puedes colocar un mueble con sus juguetes, unas cestas grandes, cajas…. Mi recomendación es que lo que compres se integre con la decoración del salón. Busca muebles de almacenaje que cuando estén cerrados, no parezca que están llenos de juguetes. La hamaca, las mantitas o pufs, alguna mesita baja… Cuanto más discretos sean, más posibilidades tendrán de pasar desapercibidos y, por tanto, parecerá un poco más ordenado. Piensa que ya de por sí habrá muchos muñequitos y colores chillones.

Yo tenía una estantería de Ikea, Kallax, tumbada sobre el suelo con 4 cajas de almacenamiento. Te pueden servir estas o estas. Los niños podían abrirlas solitos desde muy pequeños y, sobre todo, ordenar solitos después. Ahora que ya he quitado todos los juegos del salón, está de pie en la habitación de los niños. Otra buena idea es un baúl como este, también perfecto porque tiene doble función y se integra bien con cualquier decoración.

Si no quieres poner muebles, también son muy prácticas cestas como esta. Hay muchísimos diseños y, aunque obviamente no es de adulto, es discreto y caben millones de juguetes.

 

6. NO SE PINTA EN EL SALÓN

Esto en mi casa es una regla de oro: en el salón no entran pinturas, plastilina ni nada similar. No me entiendas mal, me encanta el arte y que sean creativos. Pero las actividades que manchan mucho, las hacemos en la mesa de la cocina. Y aún así, a escondidas me han cortado las cortinas con unas tijeras, han pintado el sofá de amarillo… En la cocina sin embargo, pueden manchar lo que quieran porque pasamos la bayeta y listo.

 

 

7. HACER LIMPIEZA DE JUGUETES

Para organizar una casa con niños, de vez en cuando hay que hacer limpieza de juguetes. Los que ya no usan y están bien, se donan. Los que están mal, se tiran. Fácilmente podéis llenar una bolsa de basura sólo con los Huevos Kinder y sus juguetes (sí, me ha pasado).

 

8. CADA NIÑO TIENE QUE RECOGER SUS JUGUETES

Enseña a tus hijos a ordenar cada vez que hayan jugado. Antes de sacar más cosas, se guarda lo anterior. La zona de juegos en el salón tiene que quedar recogida también antes de irse a dormir.  ¡El truco de meter lo que no hayan guardado en una bolsa de basura y hacer el pariré funciona muy bien! Es verdad que enseñarles cuesta mucho esfuerzo pero, a la larga, da sus frutos. Si ven que se lo recoges tú, la próxima vez van a esperarlo también.

 

Como ves, no es imposible tener una casa de diseño con niños. Si se designa un sitio para cada cosa tu salón puede ser un lugar bonito, donde relajarte con tu familia. Nadie dijo que la organización de una casa con niños fuera fácil, pero con un poco de esfuerzo no hay que renunciar a tu casa ideal.

NO TE PIERDAS NI UNA ENTRADA, SUSCRÍBETE